EN CONTACTO CON EL MUNDO

VAMOS A TRABAJAR POR UN HOSTOS MEJOR. SIN BANDERÍA POLÍTICA, QUE NOS CONVIENE A TODOS.

Municipio Eungenio Maria de Hostos (Editando)

 Municipio Eugenio María de Hostos
Antiguo local del Ayuntamiento Municipal de Hostos


 DATOS ARROJADOS POR EL CENSO DE POBLACION DE 2010, EN LA PROV. DUARTE.

Municipio Eugenio Maria de Hostos con el Dist. de Sabana Grande y demas comunidades: 5,497; 
Municipio sin el Distrito de Sabana Grande: 4,123, Zona Urbana: 1,848, Zona Rural:2,275
Distrito Municipal de Sabana Grande: 1,374



Origen Histórico (editando)

La fundación del Distrito Municipal de Hostos, se puede ubicar en el último cuarto del siglo XIX.
Luego de la fundación del Ferrocarril Sánchez – La  Vega, el cual se realiza por iniciativa del comerciante Don Gregorio Rivas, el 16 de agosto del año 1887.

Monte Abajo, o la Ceiba, como le llamaban sus primeros habitantes, se fundó a medida que los moradores de la zona se fueron aglomerando a lo que era una de las paradas del tren, lugar donde hacían intercepción con el camino vecinal que conducía a Castillo y que se usaba como lugar de carga y descarga y de almacenamiento. En este lugar se realizaba el proceso de conexión y desconexión de vagones, que consistía en dejar vagones vacíos y conectar cargados o viceversa; porque de igual manera que se llevaban los productos de la zona, también traían mercancías y productos químicos usados en la zona, o dirigidos al Castillo.

Las primeras familias que se ubicaron en la zona, venían de distintas partes del mundo, especialmente del Viejo Continente Europeo. (Editando)

Podemos citar por ejemplo: Los González, Ramírez, Ymseng, Fernando, De Jesús, entre otros.

Sin lugar a dudas, se puede afirmar que estos primeros pobladores de Monte Abajo, se dedicaban a la agricultura y a la ganadería. Es a partir de la instauración del Ferrocarril en 1887, cuando se produce un cambio demográfico por la falta de una carretera San Francisco – Castillo – Nagua. Los pueblos, parajes y secciones por donde pasaba el ferrocarril absorbían todas las cargas fruto de los pasajeros, Castillo fue relegado a un segundo plano por la Ceiba.

A principio del siglo XX se instaló en la localidad la primera comisaría y como Sheriff quedo Osvaldo Rosa (Baro), luego de la intervención Norteamericana del año 1916.

La Ceiba, como le llamaba, al momento de la instalación del Ferrocarril, fue convertido en Distrito Municipal, en al año 1913, con el Nombre de Eugenio Maria de Hostos, nombre que siempre quedó rezagado ante la costumbre de llamarlo La Ceiba de Hostos.

La tradición cuenta que en un árbol de Ceiba, que se encontraba a poca lejanía de la Estación, mientras se hacía el proceso conexión y desconexión de los vagones, el Insigne Profesor Eugenio María de Hostos, agobiado por el calor de verano, se cobijó bajo sus sombras, lo que dio lugar a que a partir de ese momento se le designo: “la Ceiba de Hostos”.

Mediante la ley 124-04 del año 2004, del Congreso Nacional, el Distrito Municipal de Hostos, fue elevado a Municipio Eugenio Maria de Hostos: con la siguiente división territorial: Sabana Grande, antes Sección, adquiere la categoría de Distrito Municipal de Sabana Grande, dependiente de Hostos, con las secciones de: La Culata, Maria Hernández, Resbalón y la Yuca; el Paraje La Isleta, de la sección de Cerrejón, se convirtió en Sección, adjunto de la de Cerrejón y, la sección de La Sabana de La Ceiba.

El municipio Eugenio Maria de Hostos, actualmente tiene una extensión superficial de setenta y siete punto noventa y ocho Kilómetros Cuadrados (77.98 Km2).

Economía del Municipio Eugenio María de Hostos
Desde los tiempos de su fundación, la economía del Municipio Eugenio María de Hostos se basó prácticamente en la agropecuaria, siendo la principal ocupación de sus pobladores.

La agricultura fue el primer elemento económico, con la siembra de frutos menores, como la batata, yuca, maíz, plátano yautía, recolección de Ñame, los cuales se daban de manera silvestre entre los bejucales y marañas que componían grandes tensiones de tierras, sobre todo en la zona Sur del municipio, en las montañas de los haitises.

Igualmente se producían grandes cantidades de arroz, desde la zona de Sabana Grande en sus linderos con el rio de Jaiguá, (La Curva de Jaiguá), hasta Acicate, existía una extensa zona la cual se dedicaba exclusivamente a la producción de arroz, del cual se hacían dos cosechas al año, una en enero, de arroz inglés y otra el junio y agosto del arroz Toño Brea.

De igual manera, otras grandes extensiones se dedicaban para el pastoreo de ganado, principalmente, las que estaban ubicada en la zona alta del Municipio, por donde pasaba la vía férrea, y es bueno mencionar la finca de Alfredo Piña, cuyo terreno se extendía desde el sitio de Cabima hasta Sabana Grande, a ambos lados de la vía Férrea. Y así mismo, camino a la Bomba de Yaiba, a ambos lados de la vía férrea, existían grandes terrenos dedicados al pastoreo, donde el ganado de multicolores entretenía la vista de los viajeros del “Auto”.

Otros productos que fueron explotados de una manera floreciente fue la recolección de café y de cacao, esta última todavía sigue siendo una de las más fructífera por la gran cantidad de terrenos dedicados a su producción; en lo que se refiere al café, el cual se producía en gran cantidad en las zonas de La Yuca y Acicate, a medida que fue disminuyendo su demanda, así mismo se fue agotando su producción, y actualmente no existen zona de producción de café.

Actualmente, la economía hostense no ha variado mucho, excepto por aquella economía que se ha originado por la migración y las personas que envían el producto de su trabajo en otros lugares como: Estados Unidos de América, Puerto Rico, España, Italia, entre otros. La producción de plátanos se ha incrementado de una manera vertiginosa, lo que ha producido que grandes extensiones de terrenos dedicadas, anteriormente a la producción de Cacao o de arroz hayan sido eliminados para la siembra y cosecha de plátano (como es el caso de parte de los terrenos de la Curacao –La Tentación-), por lo que se podría decir, que mensualmente deben salir de la zona que comprende el Municipio de Hostos, una cantidad aproximada de doscientas mil unidades de plátanos, aprovechando la demanda que tiene en los centros comerciales de Santo Domingo, del famoso plátano cibaeño, el cual es más pequeño, pero más resistente y con mejor sabor y color.

Todavía la producción de arroz, sigue siendo uno de los principales productos del agro, y una gran extensión de terreno que va desde la parte Sur del Distrito Municipal de Sabana Grande, colindando con el Rio Yuca, hasta concluir en acicate, colindando con el rio Nigua, cruzando la carretera Hostos-Acicate, igualmente en la zona de Cerrejón, colindando con los haitises hasta el rio Boca de Cevico. Muchos agricultores han visto crecer sus intereses con la producción de arroz, aunque valiéndose de la mano de los químicos, para poder ayudar el suelo, y con la ayuda de bombas de agua, que extraen del subsuelo el preciado líquido, el cual se encuentra en grandes cantidades a pocos pies de profundidad. Otros aprovechan las aguas de desperdicios que deja salir el señor Cheo Cosme de su parcela, agua que extrae del Rio Yuna.

Pocas personas aun se dedican a la ganadería, disminuyendo, por tanto, esta área de la producción económica, muchas fincas se han subdividido y otras se han dedicado a otro tipo de producción.

El cacao sigue siendo de gran producción, donde empresas como: Rizet, Munne, Los González, los Tonitos, entre otros, todavía tienen grandes extensiones de tierra sembradas de cacao, principalmente en la zona de Nigua Abajo, Cabima, La Yuca, Sabana Grande, y Acicate.

Otro renglón económico abierto recientemente en la zona de La Isleta y Cerrejón ha sido la extracción de material para relleno de carretera y caminos vecinales, (caliche) con el agravante que todos los mechones de lomas que habían en los alrededores están siendo desmolidos para su venta.

A nivel urbano, el Municipio Eugenio María de Hostos, no tiene un lugar de producción de fuente de empleo, una gran mayoría de sus hombres se dedican al trabajo informar, como es el motoconcho, echar día (jornaleros), a la construcción, o a depender de un sueldo de la administración pública, principal empleador en este Municipio.

Actividad comercial

Existen alrededor de doce colmados, Una Farmacia, heladería y Centro de Internet, alrededor de diez bancas de la Lotería, una banca de apuesta deportiva, una agroveterinaria, una pequeña fábrica de sazones, Las populares empanadas “Liberato”; tres centros de venta de Carne de Pollo, dos Carnicería.

 La Educación en el Municipio Eugenio María de Hostos (Editando)

El municipio Eugenio María de Hostos, tradicionalmente ha dado muestra de escolaridad y deseo de superación, sin embargo, en el pasado la acción educativa tenía ciertos factores limitantes, pues para la década de 1940 la escuela funcionaba en un almacén propiedad del señor Manuel Ramón Sosa (Malito Sosa), y la docencia era impartida por el señor Luis Musse (Señor Musse).

Luego se integraron a esta labor las profesoras: Sara Vassallo y Maria Eneida German.

Con los efectos del tiempo el almacén que servía de escuela se destruyó y se pasó a dar clases en el Club Casino Renaciente, hoy Centro Comunal, con los mismos profesores.

En la década del 1950, se construyó la Escuela Luis A. Weber, que hoy se conoce como el Furgón, entre los profesores que impartían docencia para esa época citamos al profesor Félix Mirellis, que hoy ejerce como médico pediatra en el Centro Médico Dr. Ovalle, Tabito Pichardo y Mirita Luna.

Luego esta pléyade de profesores fue sustituida por otra generación de maestros entre los que citamos: Milda Rosa, Digna German, Juan Castellanos, Roberto Peñaló, Enedina Fawcet y Franklin Vassallo.

En el año 1973, se construye el recinto para la escuela Luis A. Weber en el cual están funcionando los niveles: Básico y Adulto.

En el año 2009 queda inaugurado el local donde funciona el Liceo Eugenio María de Hostos, una moderna construcción de dos niveles, levantada en los terrenos donde está ubicada la escuela básica. (editando).

BARRIOS QUE CONFORMAN EL MUNICIPIO EUGENIO MARIA DE HOSTOS
El Barrio el Play
Los Guandules-El Tanque
Barrio David
Barrio Jarol
Existen otras areas o sectores, pero que por su ubicacion y la forma en que están distribuidos se han incorporado a lo que es la zona urbana, y en consecuencia no son tratados como barrios independientes.


EL PLAY
            A raíz de la disminución del transporte por la vía férrea, y el decaimiento de la economía del Distrito Municipal de Hostos, muchas empresas que tenían sucursales, (puntos de recolección, compra y almacenamiento de cacao), poco a poco se fueron alejando, un caso de estos fue la Empresa Munne, la cual había adquirido terrenos al lado de la vía férrea en la zona oeste de la Ceyba de Hostos, en los cuales tenía su centro de almacenamiento y lugar de pastoreo de los animales usados para la carga del cacao, desde las zonas aledañas, hacia el centro del poblado para luego ser embarcado en los vagones del tren.
Anteriormente, la vía férrea que comunicaba Sánchez a la Vega tenía una ramificación próximo a Las Guaranas, la cual llegaba a San Francisco de Macorís, y que era una efectiva forma de transportar los frutos y las producciones agrícolas de las zonas, hacia esa ciudad. Con la apertura de la carretera San Francisco a Nagua, las empresas decidieron usar este sistema de transporte por ser más rápido, y en cualquier horario, es por esto que la extensión de la vía férrea que comunicaba con San Francisco, tiende a desaparecer, lo que obliga a las empresas depender únicamente del  trasporte por carretera. En vista de que este transporte puede realizarse inmediatamente, es decir, no era necesario almacenar las producciones agrícolas, para cuando pasara el tren, o cuando se completara un vagón, las empresas fueron prescindiendo del almacenamiento, puesto que los frutos eran montados en los camiones a medida que iban llegando al poblado, e inclusive, los vehículos podía llegar más allá del pueblo a buscar las cargas, lo que ahorraba el arreo a los productores.
Luego, el señor Aníbal de Castro, quien era el administrador del Almacén de los Munne,  adquiere la administración de los terrenos al Noreste del Municipio, en la salida que conduce a Pueblo Nuevo (Yaiba), y decide trasladar el pastoreo de los animales de acarreo para ese lugar dejando los terrenos del Play, para ser distribuidos entre las personas de escasos recursos, Uno de los encargados de la distribución de los terrenos fue Ramón Kilinche, quien aprovechaba la parte sin ocupar para pastoreo de vaca.

Cuando definitivamente la empresa decide abandonar sus instalaciones en este poblado y retirarse, los terrenos que quedaban baldíos fueron ocupados, y ahí se levanto un nuevo barrio, el Barrio el Play, llamado así, por estar al lado de Play municipal de Beisbol.
Este barrio tiene sus límites por el lado Norte: el Play de Beisbol, por  el lado Este: con la calle Duarte, por el lado Sur: con la calle Gastón F. Deligne, antigua vía férrea, y por el lado Oeste: el rio Cemí.
Comparados con los otros barrios que componen este Municipio es el más viejo, puesto que los demás barrios: El Tanque, David,  Jarol, son de formaciones recientes.
Según recuerdan algunos moradores, esta porción de tierra era, en su mayoría, un guayabal, donde los trabajadores de Munne, dejaban sus animales de carga; también allí funcionaba el play, el cual más tarde fue trasladado a la parte más próxima al cementerio, dejando la explanada principal, para la construcción de casas. 
La primera casa construida fue levantada por Federico De Jesus (Freddy), y el play fue necesario moverlo, cuando se inició el proceso de construcción de viviendas; Tambien recuerdan algunas personas, que el home del Play estaba ubicado en la esquina donde queda la casa del Difunto Lalo, y como anécdota me cuentan, que en algunas oportunidades el señor Perry, le daba tan duro a la pelota que esta chocaba con el Campanario de la Iglesia, que se encontraba en la esquina opuesta. 
Un hostense ausentes nos relata lo que era la zona de El Play, siendo él aun pequeño: "Siendo yo un carajito, quizá teniendo 5 años por ahí, me parece que ya el Play estaba formado, lo que nunca pude saber hasta ahora el por que se llamaba así. Digo que estaba formado, porque yendo en ruta hacia Cemi por la calle de frente a Moro, en la primera intercesión vivía alguien, que hoy ocupa u ocupo Barrabas, a lado Juaniquito, Tula, Mon El Sastre, y en la esquina; una señora llamada Brigida, creo que medio familiada con un muchacho que le llamaban "El Yumbo". En el otro extremo vivia Negro Gago, , Mateo (la culebra) quien era el papa de Lida, papiro y otros mas, Maximino (el papa de Euclides y el Sr. Victorio). En la otra boca-calle vivian Guido (tumba palma), dicha familia luego le apodaron "los fuetes", ahí mismo vivía un Evanista, llamado Dule o Bule, quienes a principios de los 80s emigraron. en la otra intercesión vivía Enrique Castillo (el vecino) y unos cuantos mas. También vivía La Banda, y un señor a quien le llamaban Catey. Eso si, no habían calles, eran caminos vecinales, pero ya se le llamaba Play, y lo que hoy es el Play, recuerdo que si era un monte tupido de guayabas. Un dia de buenas a primeras entro un BullDogzer y limpio la planicie.
Mucho antes de que tumbaran los guayabos, cerca de ahí vivía Valle y Don Ramon Capellan, el padre del Boticario Cirilo Capellan
"

 
La Ventana de Comentarios está abierta para todo aquel que quiera aportar datos

2 comentarios:

Abigaíl Marrero dijo...

Buscando en el internet información sobre Eugenio María de Hostos mi hijo de 13 años y yo nos llevamos grata sorpresa al descubrir que en la Repíblica Dominicana existe una ciudad que lleva el nombre de nuestro compatriota. Realmente los hermanos dominicanos saben reconocer la valía de este insigne educador que tanto hizo por nuestra América Latina.Me decepciona mi propio país porque a Hostos nunca le ha otorgado el valor que conllevó su vida y obra . Con verguenza ajena admito que Puerto Rico siquiera bautizó con su nombre monumento alguno que no sea un minúsculo y olvidado busto escondido entre los árboles de nuestro principal centro docente y que cuando una vez al año se le coloca una ofrenda floral, tildan como guerrillero a quien lo hace. Mis respetos a mis hermanos dominicanos!

Manuel Paulino dijo...

Gracias por su comentarios.